Hay diferentes factores que generan que tu score crediticio se vea afectado, pero antes de comenzar, dejemos claro que cuando hablamos de score nos referimos a una calificación que se le da a cada persona por su comportamiento e historial crediticio.  

Es decir, que cada vez que uses algún crédito le estarás dando información sobre tu situación financiera a Buró de Crédito, por ejemplo, formas y tiempos de pago, retrasos, montos y saldos totales. Todo esto con el objetivo de generar como resultado final un puntaje que definirá tu comportamiento a nivel crediticio y que será de gran utilidad para tus futuras actividades económicas. 

¿Para qué sirve mi score crediticio? 

Las entidades bancarias usan tu score para clasificarte: entre más baja sea tu calificación más probabilidades tendrás de recurrir a un impago. Entonces, esto le permite a los bancos tomar una decisión frente a los próximos préstamos que vayan a otorgarte. 

Entonces, ¿qué afecta mi score? 

Existen diferentes acciones que debes evitar realizar si quieres que tu score tenga un impacto positivo y si quieres que mejore. 

  • ¿Tienes un mal historial de pago? Ponle atención a este tema porque es uno de los más importantes para medir tu desempeño financiero. Evita pasarte de las fechas de pago ya establecidas o pagar al límite de tiempo. 
     
  • Evita pedir varios préstamos en un periodo de tiempo muy corto. Esto pondrá en alerta a Buró de Crédito, pues se entiende como una conducta de riesgo al sobreendeudamiento y a una posible incapacidad para realizar los pagos de las obligaciones adquiridas. 
     
  • ¿Abusas del pago mínimo? Aunque es cierto que pagando este monto cumples con tu obligación, trae muchos más beneficios para tu score crediticio pagar más dinero a tu tarjeta de crédito cada mes o incluso, si es posible, pagar el total de la deuda. 
     
  • ¿Tienes una tarjeta de crédito guardada bajo el colchón? Si quieres mejorar tu calificación entonces debes de usarla, eso sí, de una forma correcta. Entre más tiempo lleves con ella manejándola bien, mejor será tu score. 
     
  • ¿Tu tarjeta de crédito está al límite? Si es así entonces debes pensar en saldar un pedazo de tu deuda. Para no afectar tu puntaje es recomendable no excederte en el gasto de tu tarjeta y dejar un porcentaje de su saldo libre. 
     
  • ¿Sabes si ya se cancelaron tus créditos? Si estás en un proceso de liquidación de deudas, es necesario que te asegures de que tu crédito está realmente cerrado e inactivo. Podría estar generando comisiones o intereses y tú ni por enterado. 
     

En conclusión, recuerda que estar en Buró de Crédito no es algo negativo, simplemente muestra la historia de cómo has manejado tus deudas en el pasado y cómo las estás manejando en la actualidad. Sin embargo, es fundamental que trabajes en cuidar que tu calificación sea buena y así asegurar un futuro crediticio próspero.  

Si aún no conoces tu score, en qiip puedes hacerlo completamente gratis. Además, recibirás recomendaciones personalizadas para que mejores tu puntuación y, por supuesto, la relación que llevas con el dinero. Si después de todo esto quedas con dudas, también podrás programar una sesión gratuita con un experto en el tema para que te ayude a estructurar un plan para alcanzar todas tus metas financieras. 

Artículos relacionados